Excesos de cafeína continuación

También estaba fascinado con todas aquellas caricias espontáneas de las personas, aquellas demostraciones espontáneas de amor genuino entre madres e hijos, parejas, amigos. Me quedaba hipnotizado cuando veía a aquellos besándose por la ciudad, como si quisiera participar, como si quisiera tomar notas y documentar, por que veía toda la química, me contagiaba de todo el cuadro, no en un afán voyerista, ni nada por el estilo, me deleitaba con las personas que compartían la mano al caminar, sobre todo aquellos de mayor edad, será que un día quisiera experimentar todas aquellas cosas? Será que un día te pueda mirar con los ojitos enamorados y perderme en la ternura de tu ser, como cuando me sentaba en el parque al verte jugar después del jardín, como cuando podíamos estar horas coqueteandonos en una copa de vino. Que potente todas aquellas emociones cuando voy sentando en un tren a toda velocidad que se detiene en todos aquellos pasajes, has notado el abrazo sincero de los que no tienen tiempo? Has notado que el amor no se gasta?, te das cuenta lo maravillosa que eres por que te aman? Incluso en tus días de furia.

Puede todo el mundo estar captándolo o yo me hice daño tanto golpearme la cabeza al saltar al vacío, es solo una impresión mía o todo se vuelve más claro cuando uno olvida definirse.

Te has sentido conectado con el universo? Y sentir melodías en el océano que no se detienen, has olvidado algunas vez dormir por que estás dedicado a empresas superiores, lo has dejado todo alguna vez por un impulso, por amor?.

Tuviste suficiente coraje alguna vez? Saliste de casa para no mirar atrás y golpeaste tu puño tan fuerte contra la pared para sentirte vivo, un poco menos aturdido. Decidiste un día volverte hombre y tomar el control de tu vida, dejar de frecuentar lugares comunes, amantes peligrosas, adicciones destructivas.

Tu pusiste algún día tu mejor vestido solo para sentirte deseada, para recibir elogios que nunca pasan de moda, te sentiste Yam bella y fuerte para conquistar incluso el mundo, te sentiste frágil y pequeña para esconderte bajo la cama.

Te sentaste en la mesa de reyes, pero sigues prefiriendo sentarte en el suelo a compartir alguna sobra de comida

Eres atractivamente particular, sobre todo esa arrogancia con la que caminas, aquellas palabras que intentas decir de manera tan elocuente,

Eres maravilloso por que navegas y te sientes cómodo en la tempestad, aquel lugar del que todos huyen

Javier

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: