Límites

Ya no tiene sentido pasarse las luces en rojo, hay momentos escritos y tatuados que no tendría sentido ir contra la gravedad. Sirva otra cerveza, le pedí al cantinero mientras intentaba respirar.

Entré al cementerio, quizás a nadie le he contado todas las veces que he dormido en ese lugar, las veces que me he pensado en ese lugar y las otras tantas que intenté acabar con aquel lugar.

Nos miramos a la cara y me volví a poner de rodillas, simplemente acaté y seguí el trance, otra vez esa energía infinita me poseyó.

Yo hubiese elegido el lugar con mayor altura, dudando si lo correcto hubiese sido más cerca del suelo, incluso en aquello no logro definirme.

Las flores no significan nada, el rojo no significa nada intentaba convencerme, pero no puedo ser tan idiota para reconocer los actos psicomágicos. Yo hubiese vuelto a cortar mis muñecas y ahorraría otro viaje en carroza.

Mamá no está en ese lugar;
yo no creo en ese lugar,
quizás pueda ser una marioneta por amor.

Quizás mi manera de experimentar la realidad sean dichas conseciones.

Javier

Autor: jstrahalm

Just a boy ...

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s